Desayunos

Tras una larga noche de ayuno (los niños suelen dormir entre 8 y 10 horas), es aconsejable que la primera comida del día sea completa y equilibrada. Para que así sea, el desayuno debería aportar aproximadamente el 25% de la energía total del día (entre 300 y 400 kcal) además de incluir cereales, lácteos y fruta, que proporcionarán toda la energía y nutrientes necesarios para afrontar el nuevo día». 

En Lapizitos, las niñas y niños con entrada antes de las 8:00h. pueden acogerse al servicio de desayuno y tomar su primer alimento del día manera relajada compartiendo tiempo con sus compañeras y compañeros. Y finalizar con tiempo suficiente y asearse antes de entrar al aula y comenzar las actividades diarias.